April 8, 2019 La atención plena conduce al éxito de los estudiantes y puede hacer que las escuelas sean más seguras

 

Los maestros de primaria saben mucho acerca de sus estudiantes, pero si necesitan ayuda más allá de la ortografía y la resta, los maestros no siempre tienen recursos en los cuales apoyarse.

Luego de los repetidos incidentes de violencia con armas de fuego en todo el país, algunos distritos han gastado millones aumentando la seguridad y otros están considerando darle armas a maestros, pero aún hay grandes vacíos cuando se trata de las escuelas que necesitan asegurar servicios de salud mental para estudiantes en desamparo.

Aunque gran parte de la violencia con armas de fuego en las escuelas es cometida por adolescentes con problemas, los niños comienzan a experimentar problemas de salud mental mucho antes. Según el Instituto Nacional de Salud Mental y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, el 13 por ciento de los niños de entre 8 y 15 años padecen de una condición discapacitante de salud mental, el 50 por ciento no recibe la ayuda que necesitan y la mitad de los casos de por vida comienzan a los 14 años.

Las estrategias utilizadas en el Instituto Momentous pueden ayudar a reducir los problemas de salud mental a través de la intervención temprana y, como resultado, crear escuelas más seguras.

La pequeña escuela chárter sin fines de lucro en Dallas, Texas, atiende a 248 estudiantes desde preescolar hasta quinto grado y se asocia con otras escuelas en todo el país para compartir su enfoque a través de la capacitación y el apoyo en línea del personal escolar.

Dicen que la demanda de capacitación docente ha aumentado ya que muchas escuelas tienen acceso limitado a un profesional de salud mental en el lugar.

“Estamos analizando lo que es transformacional para las familias y los niños al centrarnos en la intersección de la educación y la salud mental”, dijo Maria Christiansen, directora de educación temprana infantil en MI.

Los maestros están capacitados para usar un plan de estudios de salud social y emocional con niños de tan solo 3 años para aprender sobre su cerebro, su cuerpo y cómo regularlos.

“Ayudamos a los niños a verse a sí mismos como el gestor y les damos habilidades de afrontamiento”, dijo. “Aprenden que la vida no les está sucediendo a ellos, sino que son parte de ella”.

Las estrategias son similares a las descritas como “atención plena”, y el enfoque en “el yo” es el mismo.

Es como cualquier otra escuela, excepto que el día está marcado por ejercicios de respiración, hay un centro de reflexión y las familias necesitadas tienen acceso a la terapia continua, gratuita y en el campus.

En un ejercicio de enfoque, los estudiantes se sientan en círculo y pasan una pequeña campana sin dejar que haga ruido. Luego hablan sobre lo que se sentía en su cuerpo y qué habilidades tenían que usar para mantenerla en silencio:

“¿Te diste cuenta de lo que pasa cuando no te estás enfocando? ¿Dónde más podrías usar ese mismo enfoque?” Pregunta el maestro.

En el centro de reflexión, un niño puede superar un momento de frustración para jugar con una bola brillante y ver cómo los pigmentos metálicos se asientan a través del líquido hacia la parte inferior, lo que permite toma tiempo y pone en pausa las emociones.

Aunque todavía hay relativamente pocos estudios sobre los efectos de la atención plena en las escuelas primarias, los resultados apuntan a efectos positivos en la disminución de la ansiedad y el aumento del rendimiento cognitivo.

Se sabe que los estudiantes en MI prosperan.

Les dan seguimiento durante siete años después de salir del campus, y aunque algunos corren un mayor riesgo de no graduarse a tiempo debido a los bajos ingresos y el logro educativo de los padres, casi el 100 por ciento de ellos lo hacen, y alrededor del 81 por ciento se matriculan en educación superior.

Barreras a los servicios de salud mental, como el costo, el estigma y el acceso, persisten, pero brindarles a los maestros las herramientas que necesitan para ayudar a sus estudiantes y tener servicios de salud mental en el mismo lugar puede ser la primera herramienta preventiva para la violencia escolar.

“Los niños se sienten vistos y escuchados y eso es realmente crítico”, dijo Christiansen.

Esta historia proviene de Aspirations Journalism, una iniciativa de la fundación The Patterson Foundation y el Sarasota Herald-Tribune para informar, inspirar y comprometer a la comunidad a tomar acción en problemas relacionados con Age-Friendly Sarasota (“Sarasota Amigable con la Edad”)Suncoast Campaign for Grade-Level Reading (“La Campaña del Suncoast para la Lectura a Nivel de Grado”)National Council on Aging (“Consulado Nacional de la Edad”) y el Suncoast Nursing Action Coalition (“Coalición de Acción de Enfermería del Suncoast”).